Gobernador Murat cabildea en Palacio Nacional para lograr la liberación de un sindicalista detenido por Santiago Nieto

Es Carlos Bello, detenido por operaciones financieras de dudosa procedencia. Organizaba estructuras de tierra para el gobernador de Oaxaca.

El gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, está intentando en diversos niveles del Gobierno que se libere y se envíe a prisión domiciliaria al sindicalista Hugo Bello, dirigente de la Confederación Libertad de Trabajadores de México (CLTM), agrupación que nuclea trabajadores de industrias diversas como el comercio y la construcción y que tiene presencia en CDMX, Puebla y, desde ya, Oaxaca.

En agosto, la UIF le congeló las cuentas a Bello bajo la presunta sospecha de utilizar prestanombres para operaciones de dudosa procedencia. Ese mismo mes terminó arrestado y circuló el dato de presuntos nexos con el crimen organizado.

Bello estaba organizando una serie de candidaturas para el año que viene y él mismo analizaba con postularse a alcalde de Valle de Chalco.

Con Murat tenía diversos acuerdos para hacer política territorial y el gobernador priista contaba con su apoyo para intentar retener alcaldías de peso en Oaxaca en la elección del 2021. Al igual que otros gobernadores del tricolor, Murat ve inviable retener el estado.

José Murat, padre del gobernador, también está cabildeando con ciertos contactos en el staff de Andrés Manuel López Obrador, de momento sin éxito.

Sucede que los empresarios, especialmente los de la construcción, están satisfechos con la detención de Bello, a quien directamente consideran un criminal. Ahora esperan que desde la Secretaría del Trabajo se le quite la legalidad al sindicato.

 

Fuente: LPO