Muere Diego Armando Maradona de un infarto

Diego Armando Maradona ha muerto este miércoles de un infarto. El ídolo argentino del fútbol falleció a los 60 años tras sufrir un paro cardiorrespiratorio en la casa de la urbanización privada de Tigre, a las afueras de Buenos Aries. El Pelusa fue atendido de urgencia por un médico vecino que no pudo salvarle la vida.

El exfutbolista de Barça y Nápoles, entre otros, y actual entrenador del Gimnasia y Esgrima de La Plata llevaba apenas dos semanas viviendo en la casa del Tigre donde encontró la muerte y donde se instaló tras ser dado de alta de la clínica donde el 3 de noviembre fue operado de urgencia por un hematoma subdural crónico.

Centenares de personas le dieron su aliento a diario durante esos diez días ingresado, en vilo por esa operación. Tras abandonar el hospital, el ‘Diez’ mejoraba de su delicado estado de salud pero los facultativos explicaron que sufría síndrome de abstinencia, que su antiguo médico de cabecera vinculó al consumo excesivo de alcohol, lo cual también puede provocar el derrame por el que fue intervenido.

El cuerpo de Maradona sigue a esta hora del miércoles en su residencia, a la espera de que la autoridad judicial autorice el levantamiento del cadáver y decida si le será practicada o no la autopsia. La noticia del fallecimiento, confirmada oficialmente poco después del mediodía (hora argentina, por la tarde en España) por el abogado y portavoz de Diego, Matías Morla, fue precedida de rumores y tuits de algunos periodistas que hablaban de que el astro había sufrido una “descompensación”.