Diputada de Morena presenta iniciativa de reforma para la interrupción legal y voluntaria del embarazo

Tras exigir a la bancada mayoritaria de Morena del Congreso local cumplir con la despenalización del aborto, Estefanía Rodríguez Sandoval, diputada de esa fracción, presentó una iniciativa de reforma a la Ley Estatal de Salud que garantiza ese procedimiento de manera gratuita y voluntaria dentro de las 12 semanas de gestación.

El proyecto contempla la posibilidad de que personal médico y de enfermería al que corresponda practicar la interrupción del embarazo se niegue a hacerlo, alegando objeción de conciencia, es decir, creencias religiosas o convicciones personales contrarias a tal intervención, pero tendrá la obligación de referir a la mujer con el personal no objetor.

La reforma a la Ley Estatal de Salud se suma a diversas iniciativas que proponen corregir el Código Penal de Puebla para eliminar la sanción de cárcel para las mujeres que abortan antes de la decima segunda semana de gestación, algunas de las cuales datan de legislaturas pasadas que se negaron a discutir el asunto.

Instituciones públicas de salud del estado garantizarían el aborto

Estefanía Rodríguez, quien preside la Comisión de Derechos Humanos del Congreso, propone que las instituciones públicas de salud del estado realicen la interrupción del embarazo “en forma gratuita y en condiciones de calidad cuando la mujer interesada así lo solicite.

La iniciativa además contempla servicios de consejería médica y social, para informar a las mujeres de otras opciones con que cuentan, tales como la adopción o los programas sociales de apoyo, así como de posibles consecuencias en su salud de optar por el aborto.

“Cuando la mujer decida practicarse la interrupción legal de su embarazo, las instituciones de salud deberán efectuarla en un término no mayor a cinco días naturales, contados a partir de que sea presentada la solicitud y satisfechos los requisitos que establezca la Secretaria de Salud Pública del Estado”, se precisa en el proyecto.

En caso de que la mujer declare, baje protesta de decir verdad y previa denuncia ante el Ministerio Público, que el embarazo es resultado de una violación sexual, la institución deberá realizar la interrupción del embarazo inmediatamente, de conformidad con la legislación y normatividad en materia atención a víctimas de un delito, agrega la reforma.

Si las mujeres solicitantes de un aborto cuentan con otro servicio de salud público o privado, las instituciones de salud del gobierno del estado tendrán la obligación de atender las solicitudes de interrupción legal del embarazo.

Matrimonios igualitarios reactivaron la despenalización del aborto

En la sesión del Congreso del martes pasado, Rodríguez Sandoval exigió a su grupo parlamentario iniciar la discusión de las propuestas relacionadas con legalizar la suspensión del embarazo, petición que ha efectuado en múltiples ocasiones desde que arribó al cargo en septiembre de 2018.

El reclamo lo hizo durante la discusión de la reforma al Código Civil que garantizó los matrimonios igualitarios en el estado, donde acusó un doble discurso de sus compañeros de bancada por bloquear ese tema durante dos años por conveniencia política.

“Si me equivoco en señalar su actuar a conveniencia y no es así, en los próximos meses deberían pagarse más deudas con Puebla, como lo son la interrupción legal del embarazo”, demandó la morenista.

Otras de las representantes populares que exigió al Congreso respaldar el aborto seguro y gratuito fue Rocío García Olmedo, integrante del grupo legislativo del PRI y presidente de la Comisión de Igualdad de Género, y también lo hizo en el marco de la discusión de los matrimonios igualitarios.

 

Fuente: La Jornada de Oriente