Delgado y Porfirio, los aspirantes a dirigir Morena más mediáticos

El coordinador de los diputados de ese partido cuenta con mayores reflectores que sus contrincantes. Su registro como candidato en el INE generó la mayor parte de su cobertura. Gibrán Ramírez se ubica tercero en presencia en medios de comunicación

La lucha por la presidencia de Morena empezó y los golpes para presidir el cargo también. Los medios de comunicación, sirven entre otras cosas para proyectar las aspiraciones de los candidatos, y ahora estos aspirantes buscan los reflectores para darse a conocer. El presidente López Obrador ha dicho que no tienen ningún favorito; quienes sí tienen un interés amplio son Sheinbaum y Ebrard pues ambos buscan la candidatura en el 2024. . En la Central de Inteligencia Política, a través del estudio A.R.M.A. nos dimos a la tarea de analizar, contrastar y comparar tendencias mediáticas. De los aspirantes identificamos los más y menos mediáticos entre el 20 de agosto al 22 de septiembre.

Mario Delgado
Por ser el coordinador de los diputados de Morena cuenta con mayores reflectores. Su mayor promotor es Marcelo Ebrard. Su registro como candidato en el INE generó el 26% de su cobertura mediática. De ganar la elección, se quedará como coordinador hasta el 5 de octubre, ¡qué sensato! ni modo que ejerciera los dos cargos simultáneamente. Vaya lío el que generó la imposición, digo, el acuerdo de nombrar a Dulce María Sauri del PRI, como presidenta de la Cámara de Diputados. La consecuencia fue el rompimiento como aliado con el Partido del Trabajo. Como era de esperarse, la bancada de Morena apoyará la propuesta del presidente sobre la consulta de juicio a expresidentes. Su contrincante, Muñoz Ledo, amenazó con expulsarlo de Morena por corrupto. Su cobertura mediática ascendió a 136 mdp. Fue el candidato con mayores reflectores mediáticos.

Porfirio Muñoz Ledo
Para los que no sepan, en su pasado fue presidente del PRI y del PRD, ahora también busca la candidatura de Morena. Su registro como candidato ante el INE le generó el 50% de su cobertura mediática. En Morena se llevan pesado, Porfirio amenazó a Marcelo Ebrard con expulsarlo del partido, lo llamó corrupto y lo acusó de tener mucho dinero, lo responsabilizó de apoyar la candidatura de Mario Delgado. También acusó al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación de haber recibido sobornos millonarios y con ello votar en contra de aplazar la elección, como lo sugirió el presidente interino Rámirez Cuellar. Fue el segundo candidato con mayor presencia mediática, su cobertura generó el equivalente a 70 mdp. Un factor le juega en contra a Porfirio: la edad.

Gibrán Ramírez
El más joven de los contendientes y quizás el menos experimentado. Porfirio Muñoz lo ubica como el caballo de Troya de Mario Delgado. Sin haber ganado ninguna elección, se lanzó por la grande, bueno por una muy grande. ¿Habrá pactado algo en lo oscurito con Mario Delgado? Por lo pronto, su tema más mediático son las apariciones en el programa de Leo Zuckermann. Estas apariciones generaron el 56% de su cobertura mediática. Hizo público su deseo de ser el siguiente presidente de Morena y registró su candidatura en el INE, no estuvo acompañado por ninguna figura política conocida. Vaya bomba la que reveló Hernán Gomez al insinuar que Gibrán fue opaco con los recursos que manejó durante su gestión como secretario general de la Conferencia Interamericana de Seguridad Social (CISS). El presidente AMLO pidió que se investigará su gestión; Zoe Robledo presentó los resultados de la auditoría y dijo que no encontró nada inusual, sin embargo aún quedan preguntas por responder. Su cobertura mediática ascendió a 68 mdp, lo que le valió ser el tercer aspirante más mediático. Si fueran acciones, Gibrán va a la alza.

Yeidckol Polevnsky
Pareciera ser la candidata huérfana pues no se identifica con ningún grupo en el poder. Eso sí, cada vez que puede elogia al presidente López Obrador. Su tema más mediático fue su registro ante el INE como aspirante a la presidencia de Morena. Este tema le generó el 57% de su cobertura en medios. Aseguró no tener conocimiento sobre el dinero entregado a Pío López Obrador. Para salir en los medios acudió al Senado y presentó firmas para que se realice la consulta popular contra los expresidentes. Si trata de imitar al presidente, logrará posicionar pocos temas pues los reflectores serán sobre lo que dijo López Obrador y no ella. Fue la segunda aspirante con menos cobertura mediática, de los cinco más relevantes, generó el equivalente a 29 mdp.

Alejandro Rojas Díaz Durán
Es el senador suplente de Ricardo Monreal, la cercanía es reconocida por propios y extraños. La renuncia como senador suplente fue su tema más mediático y generó el 67% de su cobertura mediática. Irónico que ese tema sea el más mediático en una elecciones. Su registró ante el INE para la presidencia de Morena apenas generó el 11% de su cobertura mediática. Sus aspiraciones no despertaron ningún interés. Por último, el lamebotas, digo Díaz Durán, sugirió que Tabasco cambie su nombre a Tabasco de López Obrador. Con razón era senador suplente, con esas propuestas no emociona a nadie. Su cobertura apenas ascendió a 9 mdp, por mucho, fue el aspirante menos mediático.

Los medios de comunicación juegan un papel trascendental, por eso les llaman “el cuarto poder”. La lucha por el poder está a todo lo que da y en juego están las candidaturas por la elección más grande en la historia del país. AMLO ha repetido en muchas ocasiones que no se meterá en el proceso pero estas declaraciones son poco creíbles. El resultado de las elecciones por la presidencia de Morena nos guiará hacia dónde late el corazón de López Obrador.

imprimir_117344028.jpg

Fuente: EL UNIVERSAL