Programa de Verificación Extraordinaria en Puebla será implementado por el Gobierno de Puebla

El gobierno interino del estado de Puebla acaba de dar a conocer mediante el Secretario de Medio Ambiente y Ordenamiento Territorial, Rafael Reynoso Mora, que pondrá en marcha un “Programa de Verificación Extraordinaria” avalado por la Secretaría de Gobierno y la Secretaría de Finanzas y Administración, para que todos los ciudadanos que no han verificado su vehículo lo puedan hacer sin costo o con un descuento considerable y posterior a esto el gobierno implementará una supervisión en vía pública para detener y sancionar vehículos que no cuenten con la verificación vehicular.

Con estas acciones el gobierno de Pacheco Pulido se ha desenmascarado y nos ha dado a ver que ya fueron tocados por el “Cártel de Cabalan Macari y Jorge Kahwagi”, quienes como ya es conocido son los dueños absolutos y amos de la verificación en Puebla, después de la noticia de que se regularizará vehículos con multa, porque el programa mencionado no es otra cosa más que eso, una regularización y un premio para ellos, suponemos que por el “buen servicio” que prestan a la ciudadanía.

Este programa no es otra cosa más que la segunda fase del proceso que se vivió en el año 2014, cuando fueron arrebatados vilmente los centros de verificación a los ex concesionarios poblanos, ahora quieren abrir más centros de verificación, primeramente mandando a verificar a todos los vehículos para que se generen nuevamente filas interminables y el gobierno “justifique” la apertura de nuevos centros de verificación que se le otorgarán al “Cártel de Cabalan Macari y Jorge Kahwagi”, valiéndose de que la Ley y el Reglamento se encuentra a modo para que puedan aperturar nuevos centros sin la necesidad de realizar una licitación pública.

También se sabe que el gobierno interino dio la autorización para que salgan nuevamente a verificar las unidades móviles, que como es bien sabido entre los poblanos únicamente se dedican a vender certificados y hologramas de verificación, mismas unidades que fueron cerradas porque se encuentran completamente fuera de las especificaciones que establece la Norma Oficial Mexicana en la materia además de cometer infinidad de actos de corrupción.

Antes de implementar un programa de este tipo el gobierno debe de corregir los problemas que tienen los centros de verificación y no tratar de tapar un hoyo destapando otro, como pretende lanzar un programa de este tipo cuando no cuenta con control sobre de los centros de verificación porque es sabido que los equipos no cumplen con la normatividad, el personal pide dinero para aprobar los vehículos, además de prestar un pésimo servicio, ¿Así pretenden solucionar el problema de contaminación del aire?

Otro tema que se le viene encima es el cambio de las disposiciones que tomará la Ciudad de México para el reconocimiento de los hologramas de verificación para demás los estados, ya que como lo dio a conocer la Secretaría de Medio Ambiente de dicha entidad, ya no reconocerá hologramas de verificación que no sean emitidos por ellos o por el Estado de México, para lo cual Reynoso Mora debería estar tomando cartas en el asunto y no dejárselo al gobierno entrante.

Pero qué podemos esperar los poblanos si a ojos vistos este gobierno interino solo llegó a llenarse los bolsillos sin importarle el medio ambiente ni la salud de la población y al parecer van a aplicar el clásico año de Hidalgo solo que para ellos será el mes de Hidalgo.

Solo nos queda esperar la entrada del gobierno de Luis Miguel Barbosa Huerta para que haga justicia cumpliendo los principios de la 4T, no solo por las injusticias de los gobiernos panistas si no también las del gobierno interino que está actuando de manera aprovechada y pretende dañar aún más a los poblanos con arbitrariedades y acciones para beneficiar a la “mafia del poder”.

 

Fuente: La Primicia.mx