Miscelánea Barroca en Puebla

0
166

El título de mi columna, está relacionado con las noticias que cada vez nos sorprenden más a los poblanos, en un entorno cada vez más barroco, de todo un poco; la primera noticia que ya no lo es tanto pero que sigue preocupando a los poblanos por el aumento en el índice delictivo en el municipio, ya que por ejemplo este fin de semana estuvieron asaltando automóviles con pedradas en el periférico y el puente de clavijero, de manera impune y sin restricción alguna, lamentablemente la doctora María de Lourdes Rosales Martínez, quien funge como titular de la Secretaría de Seguridad Pública y tránsito municipal, no cuenta con la experiencia necesaria para dicho cargo, lo que es realmente grave, ya que el crecimiento exponencial de la delincuencia en el cuarto municipio más grande del país no está para hacer experimentos en un área tan delicada, y más aún cuando en Puebla existe mucha gente capacitada para dicho cargo.

En relación a dicha secretaría nos encontramos con otro problema y es la actitud prepotente de algunos elementos de la dirección de tránsito municipal, sobre todo en el área del hospital ISSSTEP, ya que en el área no se pueden estacionar las personas que van a dicho nosocomio, y aunque tengan un familiar que se encuentre grave, los mencionados elementos se manejan de manera grosera y prepotente, es una lástima que las promesas de campaña del cambio por el partido entrante realmente no se estén viendo.

Por otro lado en un tema por demás ya muy manejado en el transcurso de muchos sexenios y que lamentablemente sigue igual que es de los notarios y notarias, en este caso hablare de Mauricio García León, un personaje que se mantuvo en la dirección general de notarías del Estado, aún con el cambio de gobernador, y del cual ya me había yo referido en algunas otras ocasiones por sus manejos turbios en cuanto a las irregularidades con ciertos notarios que se gastaban el dinero de los impuestos de los clientes y no los pagaban, y aunque se presentaban las quejas ante su dirección, la verdad es que tenían la protección del mencionado director, sin que nadie hiciera nada, e incluso molestándose si por alguna razón se ejercía el derecho humano a la libre expresión, ahora resulta que su premio era una notaría a través de un testaferro en el distrito judicial de Ciudad Serdán, el problema es que incluso en el nombramiento hay una firma falsa del gobernador, algo insólito pero cierto, es lamentable que en Puebla sigan ocurriendo este tipo de hechos donde un funcionario de segundo nivel puede atreverse a falsificar la firma del propio gobernador y registrar dicha patente en el registro público en beneficio personal; imagínese usted sí requiriera los servicios de un Notario y fuera a esta notaria dejando la seguridad jurídica de su patrimonio en manos de alguien así.

Considere usted.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here