Marko Cortés marca distancia con Anaya: “No hay unidad si crees que tienes la verdad absoluta”

Soy Marko Cortés, no soy anayista", se desmarcó. Mensajes a Moreno Valle y a los gobernadores. Zepeda, sentenciado.

A diferencia de la transición presidencial, la renovación de la dirigencia de Acción Nacional no ha sido tersa. La derrota pesó y mucho entre las filas panistas, lo cual ha revelado un conflicto entre grupos al interior del histórico partido de derecha. Por hablar de un caso: el pase de Damián Zepeda calificado por los propios militantes blanquiazules como “autodesignación en la coordinación de la bancada”.

Con esta misma sospecha se recibió la semana pasada la fórmula que registraron Marko Cortés y Héctor Larios Córdova, a quienes de inmediato se acusó de pactar entre ambos bloques (anayistas y morenovallistas) para adueñarse del cargo del líder nacional del PAN. “Lo que hoy priva entre los panistas es la necesidad de sumarnos, de construir consenso: la necesidad de estar fuertes ante lo que viene a México”, respondió Cortés Mendoza a Luis Cárdenas de MVS sobre el cambio en la posición de Héctor Larios, opositor en un inicio a la postulación de Marko por considerarla “continuista” del proyecto de Ricardo Anaya.

Durante la entrevista, el panista quiso desviar la atención sobre el asunto que se le preguntó para hablar del “próximo gobierno hegemónico” con “prácticas autoritarias y clientelares” de López Obrador, pero el periodista regresó al redil de su pregunta inicial. “Yo apoyé a Ricardo Anaya, por supuesto que sí, y nunca niego a mis amigos; como también apoyé con todo a Gustavo Madero, que hoy no está conmigo”, replicó el aspirante albiazul, recalcando sus promesas a los 128 mil militantes del PAN.

“¿Eres anayista?”, insistió el periodista de la radio. “Yo soy Marko Cortés y tengo mi propia historia, y me identificó con muchos panistas y me identifico con su tradición”, fue la respuesta.  Y añadio que “se han tomado malas decisiones en el PAN” y la dirigencia se alejó de la lucha por la democracia en México. “Nuestros gobiernos no estuvieron a la altura de las circunstancias, cuando la gente esperaba más de nosotros. Es que no estamos entendiendo. Por eso ganó Andrés Manuel”.

Pero la entrevista no terminó ahí. A Marko se le cuestionó también sobre el apoyo que ha recibido de gobernadores de Acción Nacional que durante la campaña presidencial se manifestaron en contra del candidato de “Por México al Frente” y que el 2 de julio -ante la evidencia de las urnas- negaron su respaldo a la continuidad del liderazgo de Anaya. “Generando confianza”, sentenció Cortés, así los convenció.

“Es por ello que el proyecto que encabeza un servidor, ahora junto con Héctor Larios, genera confianza a muchos actores del partido, y no sólo a los que gobiernan”. Aunque no olvidó invitar a los otros postulados para dirigir al partido a evitar un “choque de trenes” y dividir aún más al PAN.

“No puede haber un PAN en donde no quepamos todos. Si queremos unidad, la unidad se construye. Pero no puedes construir la unidad sin ceder, sin conceder la razón a otros y asumiendo que tú tienes la verdad absoluta. La unidad se construye en los hechos, cediendo, construyendo, integrando. Y eso es lo que voy a hacer como dirigente del partido, darle a cada quien su lugar, escuchar a todos, generar equilibrios, contrapesos, inclusión”, enfatizó.

Finalmente, sobre Zepeda y su “autodesignación”, aseguró que hará consultas a los dos grupos parlamentarios del Congreso de la Unión para conocer su opinión y actuar en consecuencia. “No voy a comer ansias y hoy por hoy deben respetarse las decisiones que tomaron nuestros legisladores”, concluyó.

 

Con información de La Política On Line

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here