Sobre el informe 2017 del INEE

0
405

Un estimado amigo hizo el favor de regalarme el texto impreso sobre La Educación Obligatoria en México. Informe 2017 del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación, presentado recientemente.

El documento por demás interesante, lleno de datos estadísticos y conceptos pedagógicos, en su capítulo 2 sobre Condiciones que Influyen en las Oportunidades para el Aprendizaje plantea cuestiones para tomar decisiones, para hacer, para emprender.

En el apartado sobre el estado que guarda el aprendizaje en la educación obligatoria de ese capítulo se expresa que “En síntesis se observa que los resultados de las evaluaciones de los aprendizajes en todos los niveles de la educación obligatoria apuntan a la existencia de importantes proporciones de estudiantes que no alcanzan los aprendizajes suficientes que les permitan tener, al menos, un dominio básico de las asignaturas evaluadas.”

En el segundo apartado, se desarrolla el concepto de oportunidades para el aprendizaje, aceptando la definición siguiente: “Las oportunidades para el apren­dizaje son recursos, prácticas y condiciones necesarios […] para proveer a todos los estudiantes de la posibilidad de acceder a los contenidos educativos” (NESIC, 1993). Al respecto me preocupó el último concepto implícito en la definición, el de contenidos educativos, porque pareciera que se refiere solamente a conocimientos de datos, fechas, fórmulas, etc., y no a contenidos de formación integral, con una visión del ser humano con diversas potencialidades procurando las condiciones óptimas para que los sujetos educativos desarrollen sus capacidades cognitivas, pero también psicomotoras, afectivas y sociales.

En el apartado 4 sobre “Condiciones que influyen en las oportunidades para el aprendizaje y logro educativo”, se apuntan en grandes rubros las condiciones siguientes: Ambientes de trabajo en el aula que propician la participación de los alumnos; La lengua que hablan los alumnos y sus profesores; Mobiliario en el aula y materiales de apoyo educativo; Estabilidad laboral de los docentes.  Obtenidas de las preguntas de contexto del Plan Nacional para la Evaluación de los Aprendizajes (Planea), en relaciones positivas entre las más altas puntuaciones y estas variables.

Finalmente en el apartado 5 se plantean condiciones relacionadas con la oportunidad de reforzar los aprendizajes escolares fuera de la escuela: El trabajo infantil; la escolaridad de los padres.

Aunque tangencialmente se señala a la predisposición como uno de los factores que brinda oportunidad para el logro de los aprendizajes, creo que no se le da la importancia requerida para generarla y mantenerla pues mi experiencia de cuarenta y cinco años de docente me dice que quien no quiere aprender no aprende. Puede ir a la escuela por alguna de muchas razones pero estando ahí es necesario querer aprender. De otra forma solo se va a convivir, hacer amistades y otras cosas que no vale la pena mencionar. Y esa predisposición para aprender se genera en los hogares y luego se puede mantener en los centros educativos. Difícil tarea la de los padres y profesores.

¿Usted qué opina estimado lector?

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here